Vamos que Venimos. Sexta edición

Estándar

Vamos que Venimos
Sexta edición
Teatro para adolescentes a todo dar

Azucena Ester Joffe, María de los Ángeles Sanz

1558493_668157613241657_1622888735_nSeis años consecutivos de un Festival dedicado y producido por artistas adolescentes es un logro que merece ser destacado con entusiasmo. El grupo de VQV como se denominan a sí mismos, tiene una energía especial que contagia a todos los que somos participantes circunstanciales del evento: talleristas, panelistas, conferencistas, jurado, y, en especial, al público que convoca. La fuerza y la coherencia del proyecto se supera cada año en la búsqueda de nuevos elementos aglutinadores, y de nuevas experiencias en las voces de aquellos que tienen en el duro y maravilloso mundo teatral una trayectoria de años: Carlos Gorostiza, Cesar Brie, Diego Starosta, Mosquito Sancineto, Luciano Suardi, Blanca Flores, Marcelo Katz, son sólo algunos de los nombres que aportaron conocimientos y vivencias a un espectador que los escuchaba con ansiedad. Una semana plena de entusiasmo y arte, donde las disciplinas se aunaron para brindarnos a todos, en una red de solidaridad y pensamiento los deseos y los logros que luego se desplegarían en el escenario. Multiteatro, Teatro del Pueblo, Andamio 90, SHA, Empire, Sala Losada, fueron los espacios que albergaron las puestas de los elencos; el IUNA, dio cabida a talleres y conferencias y a un cierre a todo dar; y la Sala de Sadop fueron el marco de dos charlas por demás interesantes junto a los dramaturgos: Carlos Gorostiza y César Brie; dos estilos, dos formas diferentes de entender el teatro aunque marcados ambos por una época de difíciles momentos para el arte y para todos en general como la última dictadura cívico – militar. Anécdotas de vida con el teatro, conceptos de cómo desarrollar la disciplina, preguntas y respuestas que llevaron a la emoción junto a un autor que desde la década del cuarenta fue construyendo una manera de ver el teatro, y de ver la vida a través de él; Carlos Gorostiza llevó su experiencia al VQV para que los numerosos espectadores pudieran acercarse a su trabajo, y formarse mediante su relato una posibilidad de camino a recorrer. Del mismo modo César Brie, desde la historia de su exilio y su trayectoria por distintos espacios geográficos mantuvo a todos los presentes en una expectante atención mientras dialogaba con los presentes sobre su teatro, su relación con el teatro antropológico, su estadía en Italia y Bolivia, el grupo Los Andes y su alejamiento del mismo y una interesante conceptualización sobre la función del teatro y la estética no realista – naturalista de su dramaturgia, que va en busca de las imágenes que no ilustren sino den cuenta de esa sensibilidad que se oculta detrás de las palabras. Una textualidad que en el escenario tiene en el actor a un “médium” para interpretar la alquimia del acto teatral. En la tercera Conferencia, “Otros lenguajes teatrales”, el tema que se abordó fueron los diferentes sistemas que contribuyen en el montaje teatral. En esta ocasión estuvieron presente Carlos Di Pasquo y Leandra Rodríguez. Otro interesante aporte fue contar con los Paneles de Intercambio; donde cada elenco participó compartiendo su historia personal, social y artística, en este momento en particular. Un clima propicio para el debate, el intercambio y la reflexión, entre los adolescentes tanto desde el escenario como desde la platea. El IUNA, sede Dramáticas, fue el sitio para los 11 Talleres gratuitos que se desarrollaron durante el Evento, abierto para todos los adolescentes que quisieran participar en las distintas áreas (el último fue de Directores).
Muchas fueron las puestas que este año conformaron al Festival, veintidós para ser exactos; el mismo día de la inauguración fue el Teatro del Pueblo el espacio elegido para dos de los Grupos presentados: Popurrí y Crearte, de CABA. El primero con una adaptación del clásico griego de Sófocles, Antífona, con dirección de Sonia Gajnaj; el segundo con un trabajo sobre el texto de César Brie, La Odisea, dirigidos por Cecilia Ruiz. Ambos grupos llevaron adelante las textualidades dramáticas con una lectura personal. Alegría y compromiso en los equipos de trabajo, búsqueda atravesando las textualidades dramáticas con generosidad. El miércoles, en el Teatro del Pueblo, la primera obra fue Saverio el Cruel de Roberto Arlt, por el Grupo La Casita, de Pilar. El elenco llevo adelante una interesante puesta en escena y puedo sortear algunos altibajos que surgieron ante un texto dramático complejo. Con entradas y salidas precisas les dieron vida a los personajes y nos anclaron en nuestro presente. Con emoción, al finalizar, agradecieron la posibilidad de participar del Encuentro y, especialmente, a su director, Gonzalo Cirigliano, por haberse acercado al Bº Lagomarsino y por conducirlos en el aprendizaje teatral. Luego, el Grupo de la Secretaria de Cultura y Educación de Berazategui, que se formó en 2007 bajo la dirección de Mario Marín, puso en escena El juego del Amor. Con ritmo sostenido, muy buenas actuaciones fueron creando un clima especial con personajes a mitad de camino entre la comedia de enredos y/o commedia dell’Arte. Los pocos elementos en el espacio escénico y una gran puerta en el centro permitieron focalizar nuestra mirada; la canción original, el vestuario y las máscaras terminaron por construir ese mundo onírico. Al día siguiente en el Empire, Valsa número 6 por el Grupo Art in fato, de Brasil, dirigidos por Bianca Flôres / Bolillero Bicentenario por el Grupo Teatro del Recurso, de Escobar, siendo su director Mariano Campi. Después Quien juzgue mi camino le presto mis zapatos por el Grupo Sembrando Conciencias, de Tortuguitas / Artefactos con defectos por el Grupo Ensayando Sueños, de San Martín de los Andes, con dirección de Jorgelina Balsa. Ambas Doble Función, propusieron una diversidad de estéticas y producciones, temáticas que son además una problemática intensa para los participantes, que sienten que el teatro es su medio de expresión. Andamio fue la sede del viernes y se inició también con Doble Función: Babysitter / Urbanidad …. La primera obra estuvo a cargo del Grupo Los Veleros, de Pergamino, bajo al dirección de Facundo Cruz. En un espacio dinámico, construido a partir de una acertada escenografía, ambos personajes femeninos parecen no encontrar su verdadero lugar, entre ser niña o ser adulta, entre jugar con un balero o cumplir las obligaciones cotidianas. Con ductilidad las actrices crean a sus criaturas como si fueran por momentos una especie de marioneta, mientras la iluminación contribuye a crear el clima necesario. La segundo obra, Urbanidad (O cómo construir la felicidad y le buen vivir haciendo un esfuerzo inútil), de creación colectiva y estuvo a cargo del Grupo Fuimos Todos, de CABA, a cargo de los docentes Damián y Carla Gambarotta Luego se presentó Detenidos por fragmentos de un NO, también de creación colectiva por el Grupo colombiano Taller de Experimentación Teatral del Hogar Juvenil Amagá. Sus integrantes sostienen que “el teatro es una forma de aprender de la vida” y es lo que ponen en escena a partir de un texto dramático intertextual. Cada personaje, enajenado por su propia historia, va creando el clima entre la demencia y el dolor, mientras la felicidad se aleja cada vez más. El vestuario, túnicas y cofias, despersonaliza a estas criaturas en tanto que las buenas actuaciones le dan una textura particular a cada una de ellas. Dirigidos por Julián Urrego. El cierre de la jornada fue a toda música a cargo del Grupo Pequeños Mundos, de CABA. De manera espontánea y con un ritmo intenso desde su comienzo estos adolescentes nos dieron una lección de alegría. Pequeños Mundos, un recorrido musical por mundos payasos está organizado de manera precisa: los jóvenes músicos en el centro del espacio escénico mientras los clowns, con su colorido vestuario, atrapan nuestra atención. Un juego teatral entre los personajes y también con el público; desde una perspectiva fresca, tierna, y llena de humor plantea la pregunta que todos los jóvenes se hacen: “qué será de nuestro futuro”. Realmente un final de fiesta. El sábado, en el Auditorio Losada, se presentó Indiscriminadamente Discriminados por el Grupo de actores Oveja Negra, de La Matanza, dirigidos por Gisela Amarillo, que une como el de Alicia Zanca a actores y actrices con capacidades diferentes, y que nos sorprende con su compromiso y talento en el escenario, cada vez que se presenta. Más tarde, en Andamio, El médico a palos (ensayo general!!!) por el Elenco Juvenil de La Escalera , de Puerto Madryn, bajo la dirección de Maribel Bordenave. Luego Bang Bang te maté por el Grupo Taller de Sueños Trebejo Teatro, de Colombia, con la dirección de Pedro Alexander Barrera Tópaga. Por último, la Función Doble: Fragmentos de Idiotas contemplando la nieve (suceso desafortunado número tres) por el Grupo mexicano Específico de Teatro del Centro de Educación Artística Diego Rivera, bajo la dirección de Sixto Castro Santillán / Juego de niños por el Grupo chileno Tarro con Piedra, de Arica, dirigidos por Claudia Ojeda Moya. En el SHA comenzó la jornada del domingo con Sueño de una noche de verano con el grupo que formara Alicia Zanca, Las ilusiones de Alicia – Compañía de Arte, de CABA, siendo su director Juan Ignacio Acosta. Después Acuérdate de Euménida, una interesante e inquietante propuesta coral a cargo del Grupo Segundo Acto Teatro, de Mendoza, dirigidos en conjunto por ellos mismos. Con cambio de sede, continuó en el Empire con El Principito por el Elenco Infanto Juvenil de la Escuela Teatro M. I. Asunción, de Paraguay, con la dirección de Raquel Martínez Coronel. Y cerrando la jornada, Undisclosed recipient, parodia, comicidad, talento del Grupo cordobés Taller de Teatro Adolescente Maria Castaña, dirigidos por Leo Rey. Por último, el lunes, se presentó en la Sala Losada, Tapes por el Grupo Niños Envueltos, de Gualeguay, con la dirección de Gastón Díaz.
Momentos antes que en la sede del IUNA se entregaran en medio de una fiesta entre todos, los merecidos diplomas que destacaron algunos de los procedimientos de las diferentes propuestas. Un nuevo Festival, un año más de experiencias inolvidables para los grupos que participaron, para los organizadores del Evento y para todos los que año tras año, disfrutamos y aprendemos del talento y la dedicación de los jóvenes artistas.

Anuncios

Acerca de lunateatral2

Este es un espacio que administramos Azucena Ester Joffe y María de los Ángeles Sanz donde los artículos sobre la creación teatral en Buenos Aires es el centro de la temática. Buscamos una relación fluida con el campo teatral de todo el continente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s