El viaje de Discepolito (mezcla rara de tango y olvido)

Estándar

El viaje de Discepolito (mezcla rara de tango y olvido)

Susana Llahí

Que el mundo fue y será una porquería, ya lo sé, en el 510 y en el 2000 también… Esto lo decía Discépolo en 1934 ¿Y en el 3020? La pieza se desarrolla en una esquina porteña a la que llega un poeta uruguayo para conocer algo sobre el tango. Encuentra a Virgilio, zapatero memorioso que le irá contando la historia, le dirá que el tango es música, voz, danza, cafetín, burdeles y esencialmente, el espíritu de lo femenino, de allí, que la dueña de esa esquina sea Ariadna, hilo conductor para introducirse en el conocimiento y en el misterio porque quienes pueblan esa esquina son fantasmas, son personajes sumergidos en las aguas del olvido porque… el tango ha muerto a causa de una epidemia de melancolía. ¿Muerto? Allí están aquellos que pertenecieron al universo del tango: el Cachafaz, el bandoneón de Troilo y por supuesto… Discépolo, que llega hasta el joven poeta para hacerle comprender que la esencia del tango es eso, simplemente eso: la eterna búsqueda, lo que nunca se encuentra, lo que se encuentra y escapa, todo aquello que sumerge al ser humano en una irremediable melancolía. En eso estriba su identidad y su belleza. Uno de los mejores momentos de la pieza, lo constituye el encuentro del joven poeta con Discépolo, el diálogo, cuando éste le revela “seré tu sombra”, “tu espejo último”

La acción transcurre en un ambiente onírico, oscuro, con personajes que reptan, aúllan, que revelan pasiones prohibidas, dudas filosóficas existenciales y el sufrimiento de vivir en las zonas desconcertantes de las tinieblas. Este conjunto de personajes se arrastra lentamente y se asocia corporalmente para que de su seno surja una mujer, Beatriz, quien conducirá a Discepolito por los laberintos de ese mundo sombrío pero él, al final, no podrá reconocerla como su salvadora, quedará preso de ese mundo fantasmal.

La representación, abiertamente teatralista está en función de un sistema de signos escénicos que apuntan a la simbolización. Y aquí reside, cierta debilidad de la puesta: se produce un exceso, los signos se superponen, “se pegotean” y la ambigüedad que generan no ayuda a la semántica de la pieza, no se logra una ambigüedad portadora de sentido.

A nivel actoral se crea una tensión productiva: los personajes de Virgilio, la dueña y Discépolo (aunque sabemos que son fantasmas), tienen un sesgo referencial, están más cerca de una actuación realista, ellos son lo eterno, lo que siempre remite al tango. El resto de las actuaciones tiene una pronunciada tendencia teatralista en la voz, en el lenguaje corporal y gestual, en el maquillaje, son los sueños, lo mutante.

La iluminación logra efectos muy bellos, de la misma manera, los desplazamientos de conjunto de esos personajes de extramuros. La plenitud de la voz de Vicky Buchino y la orquesta en vivo, le dan al espectáculo un marcado plus de calidad.

Hacia el final, cuando ya nos parece que todo está perdido que el poeta sucumbió en las aguas del olvido, veremos como al comienzo, que del público surge alguien perdido que busca, nuevamente, quién le pueda explicar qué es el tango. A los tangueros nos volvió el alma al cuerpo.

El viaje de Discepolito (Mezcla rara de tango y olvido) de Víctor Dupont y Cristian Bus. Teatro “El Cubo”, Zelaya 3053 CABA. T.E. 4963-2568. Febrero: jueves 21 horas. Marzo: viernes 21 horas. La actuación de Juan Manuel Suárez, Pablo Palacios, Luján Bournot, Vicente Ramírez, Raúl Delfín Villareal. Con la participación especial de Vicky Buchino, como “La Dueña”. Estatua viviente: Lautaro Martínez Pastrana. Danza: Karina Zorzoli, Santiago Asencio, Julieta Boland, Tony Vlašić.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s