La Tempestad de William Shakespeare

Estándar

La Tempestad de William Shakespeare

Versión de Alfredo Martín

Un rumor tempestuoso, con truenos y relámpagos

000144626Azucena Ester Joffe, María de los Ángeles Sanz

Alfredo Martín elige en esta oportunidad dirigir La tempestad1, una obra que cierra la trayectoria del dramaturgo inglés, quien construyó piezas de todos los géneros conocidos, y que concluyó con una comedia que nos transporta a la magia, la de Próspero o a la del teatro, para develar como construimos la realidad a partir de la manera que tenemos de aceptar o no los acontecimientos que nos atraviesan. La pregnancia de Marcelo Bucossi en la piel de Próspero nos transporta con su actuación al deseo de su personaje: la búsqueda de un equilibrio entre la sed de venganza de un principio, sentimiento visceral si los hay, y la necesidad de encontrar una armonía entre los oponentes a partir del amor de Miranda y Fernando (Brenda Margaretic / Julián Belleggia). De la mano de su emoción nos va llevando hasta el desenlace que lo tiene por absoluto protagonista de una trama que él mismo diseñó, cerrando la historia con su voz en la mirada final. El odio entre familias disuelto para bien en la unión de los descendientes, que esta vez no cargarán con la pesada mochila de una tradición que no comprenden. IMG_2840color (2)Martín, como ya nos tiene acostumbrados, lo hace con un manejo excelente del espacio, extendiendo los límites del espacio lúdico, y de los actores en escena que hacen que la intriga siga un ritmo que no decae y mantiene la atención del espectador en todo momento. La coreografía desarrollada está construida a partir de grupos, de conjuntos de personajes que actúan en tensión unos con otros. El principal lo conforman el propio Próspero, Miranda y Fernando que desarrollan con su encuentro y a instancias del primero, el primer paso del plan. El punto de vista, una vez planteado el conflicto, se detiene en los personajes que provocan un humor cínico y que con él plantean los devaneos del poder, y sus recónditos pliegues en su relación de amo / sirviente. Calibán, Trínculo y Estéfano tienen una soltura en el escenario y una comprensión de las criaturas que los habitan, en las muy buenas performances, de Mariano Falcón, Blanco Violuta Rando y Gustavo Reverdito, que se lucen con sus creaciones. Los enemigos a los que Próspero espera darles una lección y luego perdonar y olvidar sus faltas también conforman un grupo de interesante factura en su rol de oponentes y víctimas al mismo tiempo; lo mismo que el grupo que lleva adelante Ariel y los espíritus que lo acompañan, aliados del plan que Próspero ha tramado pensando en la felicidad de todos, y de su propia conciencia. IMG_2872 (2)La relación entre la palabra y los efectos lumínicos y de sonido con los que cuenta la puesta, además de la música original de Gustavo Twardy interpretada en escena, logran el clima convulsivo que da título a la obra. Las imágenes que se suceden en el fondo de pantalla, guardan armonía con las situaciones que Próspero construye con su vara y su conocimiento en esa isla olvidada donde él y su hija viven su exilio. Una puesta que logra eficacia en tensión y síntesis dramática, al construir el relato con los personajes imprescindibles para el punto de vista que la dirección de Martín busca desarrollar. Otro acierto es el colorido vestuario y el acertado maquillaje artístico en los Espíritus, que se mueven en escena a partir de la voz de Ariel, quien obedece a los designios de Próspero, y que juegan desde la platea al escenario dándole al espacio en su recorrido mayor profundidad. La paleta de colores en sus livianas ropas y en sus rostros le suma espontaneidad y gracia a un clásico pensado para ser disfrutado por un amplio público. Una puesta que logra la armonía de sus personajes en la encrucijada de los diferentes lenguajes que se cruzan en escena, con muy buenas actuaciones en cada encuentro que se produce, constituyendo una pieza divertida y a la vez que bucea en el punto central de la propuesta shakesperiana, más allá de las acciones que contiene.

IMG_5541

Ficha Técnica: La Tempestad de William Shakespeare. Versión de Alfredo Martín. Intérpretes (por orden de aparición): Marcelo Bucossi (Próspero), Brenda Margaretic (Miranda), Iván Vitale (Ariel), Mariano Falcón (Calibán), Julián Belleggia (Fernando), Daniel Goglino (Gonzalo), Nicolás Fabbro (Adrián), Gabriel Nicola (Alonso), Pablo Mariuzzi (Sebastián), Marcelo Rodriguez (Antonio), Bianca Vilouta Rando (Trínculo), Gustavo Reverdito (Estéfano), Ariel Delgado (Espíritu 1), Nicolás Olmos (Espíritu 2). Asistentes de Dirección: Cecilia Nicolich y Analía Sirica. Diseño de Escenografía e Iluminación: Hector Calmet. Realización Escenográfica: Dario Tarazewicz, Fernando Díaz y Analía Schiavino. Diseño y Realización de Vestuario: Anibal Duarte. Objetos: Gustavo Reverdito y Ana Revello. Maquillaje: Ariel Nesterczuck. Música Original: Gustavo Twardy. Interpretación (Percusión): Margaret Planes. Imágenes: Ignacio Verguilla. Diseño Gráfico: Gustavo Reverdito. Entrenamiento Corporal: Armando Schettini. Fotografía: Gabriel Oscar Pérez. Prensa: Silvina Pizarro. Dirección y Puesta en Escena: Alfredo Martín. Teatro Andamio ’90. Estreno: 26/08/2016.

1 La tempestad (inglés: The Tempest) es una obra de teatro de William Shakespeare. Fue representada por primera vez el 1 de noviembre de 1611 en el palacio de Whitehall de Londres. La tempestad pertenece al conjunto de lo que algunos autores han llamado “romances tardíos” de Shakespeare. En estas obras el autor muestra su interés por las relaciones familiares y la reconciliación en un ambiente mítico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s